Los archivos de prensa indican que Gonzalo Medina, dado de baja recientemente en medio del escándalo de los “narco-policías”, comenzó sus actividades ilícitas durante la administración presidencial de Carlos Mesa, en el 2004.

Así lo señala una nota de la Agencia de Noticias Fides (ANF), del 25 de febrero del año citado, donde se precisaba que “El Movimiento Al Socialismo (MAS) denunció que el Fiscal General de la República, Oscar Crespo, la fiscal de materia Alda Nikita Blanco Reyes y el capitán Gonzalo Medina han conformado una «amplia red de corrupción» con la finalidad de «extorsionar» y «tapar» las investigaciones de casos muy polémicos y donde están en juego millones de dólares. La denuncia fue hecha este miércoles por los diputados de ese partido, Gustavo Torrico y Antonio Peredo, quienes anunciaron que hasta la siguiente semana estará terminada la elaboración de la proposición acusatoria para comenzar el juicio de responsabilidades contra Crespo”.

Llama la atención que, después de haberlo denunciado en aquella ocasión, el Movimiento Al Socialismo haya amparado a Medina una vez que llegó al gobierno, algo que el senador opositor Arturo Murillo (UD) ha calificado en Twitter de “protección palaciega”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here