Contra lo que muchos suponen, la polarización del espectro político en sólo dos alternativas podría ser más conveniente para el oficialismo que para la oposición, teniendo en cuenta que en ese contexto el partido de gobierno puede captar a un segmento mayor de los indecisos.

Es lo que sostiene el escritor y sociólogo Omar Qamasa Guzmán Boutier, en su columna “Un electorado en tinieblas” publicada por la Agencia de Noticias Fides (ANF).

“En principio hay que decir que el sistema de multipartidismo moderado del país, expresado en la presencia de varias candidaturas, testimonia un primer importante fracaso en la estrategia del MAS con la que, hace unos años, los hombres del gobierno tenían la ilusión de polarizar al electorado entre una candidatura del MAS y otra de la oposición”.

“Como la realidad política hoy nos muestra, el tradicional sistema político multipartidario boliviano no ha sido alterado, a pesar de los esfuerzos del gobierno para lograrlo. Debemos recordar que el MAS ha desplegado todo el poder estatal para, vía seguimiento, persecución y encarcelamiento a opositores políticos, sindicales y simples ciudadanos críticos, obligar a la conformación de un solo bloque de oposición y de esa forma presionar a los sectores sociales indecisos a tomar partido”, señala el artículo en sus pasajes centrales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here